GABINETE Zona Almagro

Av Corrientes y Av Medrano
Caba Ar

Modalidad Reserva Anticipada
deucalio@gmail.com

Lunes a Sabados






* utilizo de material descartable (cubrecamilla individual, etc)













Email Newsletter Subscription Box

domingo, marzo 11, 2012

El Pequeño Libro de Sabiduría del Dalai Lama




Nuestra práctica debiera ser tal que las emociones molestas (hostilidad, apego ignorancia) se puedan eliminar. Nuestros espíritus deberían liberarse de esos aspectos negativos y en su lugar tendríamos que desarrollar cualidades positivas.
El budismo concierne fundamentalmente al espíritu. 
Nuestras acciones físicas y verbales no juegan más que un papel secundario.
En consecuencia, la calidad o la pureza de toda práctica espiritual está determinada por la intención y la motivación del individuo.

Cuando el espíritu se ve influido por poderosos pensamientos virtuosos, ningún dato negativo puede obrar al mismo tiempo.
Si estamos motivados por pensamientos amables y felices, hasta las acciones negativas pueden generar resultados positivos

Para practicar correctamente el dharma, debemos pensar de manera racional en los numerosos efectos negativos debidos a la cólera y a los resultados positivos engendrados por la compasión.
También podríamos reflexionar igualmente sobre el hecho de que la persona que es objeto de nuestra cólera es exactamente como nosotros: sólo quiere conseguir felicidad y desembarazarse de la miseria.
En tales circunstancias, ¿Cómo podríamos justificar herir a esa persona?

Para aumentar y desarrollar nuestro sentido de la responsabilidad, deberíamos empezar por donar todas las cosas pequeñas que poseemos.
Con la práctica, esto nos conducirá a no poseer nada, ni siquiera la más pequeña aprensión o reserva en el hecho de donar nuestro propio cuerpo.

Para conseguir la felicidad y liberarme del dolor, vida tras vida, debo admitir que los tres venenos (las emociones perturbadoras del deseo, el odio y la ignorancia) son mis enemigos